Fuente: El Tiempo. (2016). Red férrea de Santa Marta a La Dorada pasó la prueba del tren. El Tiempo. Recuperado de: http://www.eltiempo.com/economia/sectores/tren-de-santa-a-marta-a-la-dorada-pasa-la-prueba/16733217

La romería de las poblaciones hacia la carrilera para ver el paso del tren entre Santa Marta y La Dorada parecía infinita. Comenzó desde el pasado martes. Ocurrió principalmente en las estaciones de Gamarra, Barrancabermeja y La Dorada, donde los niños no conocían una locomotora de verdad, solo por televisión o en juguetes. Cuando la máquina llegó, la emoción los hizo saltar. Se encaramaron para recorrer sus pasillos exteriores, tocarle la ‘trompa’… y registrar el hecho histórico en una selfi.
Hacía más de 20 años que el tren había desaparecido de esta línea. Quedaba nada más en el recuerdo de los adultos que vieron o viajaron en el Expreso del Sol, una ruta comercial de pasajeros de La Dorada a Santa Marta. Luego, la red de Chiriguaná a La Dorada terminó olvidada y destruida por los fuertes inviernos del 2010 y el 2011.

Ahora, el recorrido del tren de prueba con plataformas cargadas con contenedores por los 769 km del corredor entre la Sociedad Portuaria de Santa Marta y la estación de La Dorada demostró que la red está lista para mover carga por esta importante troncal ferroviaria que atraviesa el centro del país.

El presidente de Holdtrade Atlántico, Diego Martínez Santa Cruz, la compañía de origen británico que hizo la prueba, manifestó: “Se ha verificado la continuidad de la línea férrea de Santa Marta a La Dorada y está en buenas condiciones de operabilidad”.

Se sabía del buen estado del primer tramo de 247 km entre Santa Marta y Chiriguaná, porque está concesionado a Ferrocarriles del Norte de Colombia (Fenoco), que mueve por el trayecto 48 millones de toneladas de carbón al año para exportación.
De ahí que la primera tripulación del tren fue de Fenoco. Arrancó de Santa Marta a las 10:04 a.m. del pasado martes, con las locomotoras 1117 y 1119 conducidas por el maquinista Edward González y el ayudante Joaquín Escamilla, curtidos en el manejo de estas máquinas. “Tengo 62 años y vuelvo a vivir viejos tiempos, cuando funcionaba el tren de pasajeros a Santa Marta”, expresó Escamilla.

Antes de partir del puerto de Santa Marta, el embajador británico en Colombia, Peter Tibber, había dicho que el país vivía “un momento histórico” y que se complacía de ser “el socio estratégico” para reactivar la vías férreas nacionales.

El tramo reconstruido
El segundo tramo de 522 km, de Chiriguaná a La Dorada, era el que centraba las expectativas por su desuso y reconstrucción. Su rehabilitación la terminó el año pasado la Unión Temporal Ferroviaria Central (UTFC), contratada por la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) por 114.000 millones de pesos para que arreglara 48 puntos críticos en la vía.

Y los repararon bien. Las locomotoras 1201 y 1209, con las que Holdtrade y la ANI hicieron el cambio de máquinas en Chiriguaná para seguir a La Dorada, no tuvieron sobresaltos.
“El regreso del tren da una alegría inmensa, porque significa progreso”, comentó Bernardo Nieto Quijano, entre la multitud que festejó el arribo de las locomotoras a La Dorada.

La prueba no ha terminado. El regreso del tren a Santa Marta se hará con carga. En 10 plataformas moverá contenedores y en otras 19, cemento, envases, acero y alambres.

Martínez aspira a que a mediados del 2017 Holdtrade pueda iniciar el transporte de carga comercial por esta troncal férrea.

Análisis:
Para los habitantes de la Sábana de Bogotá es usual ver el paso del tren a diario por diferentes circunstancias. Lo que es inusual es que se preste un servicio enfocado a la comunidad en general, debido a que el transporte férreo de la sabana está enfocado en prestar un servicio particular a organizaciones que se lucran de diferentes formas. La más tradicional es el turismo, para lo cual, todos los fines de semana la línea férrea desarrolla su recorrido desde Bogotá hasta los municipios de Zipaquirá y Nemocón con el fin de incentivar el turismo en estas dos poblaciones.
La implementación de la línea férrea desde Santa Marta, Magdalena, hasta La Dorada, Caldas (troncal de 790 kilómetros), la cual se empezará a utilizar como transporte de mercancía con el fin de incrementar el comercio en estas zonas, se puede replicar como estrategia comercial, ya que los beneficios que tiene el transporte férreo son muchos en comparación con otros medios de transporte. En la sabana de Bogotá se podría replicar esta estrategia comercial, implementada en La Dorada, debido a que la capital del país suministra y produce gran cantidad de bienes y servicios para el norte de Colombia. Las ventajas del uso de la línea férrea como transporte de carga serían:

  • Disminución en los tiempos de desplazamiento.
  • Amigable con el medio ambiente.
  • Menor cantidad de accidentes comparado con otros medios de transporte.
  • Tiene su propia vía, por lo cual no es afectada por el tráfico de la ciudad ni de la periferia.
  • En caso de los famosos paros camioneros, en donde toda la comunidad se ve altamente afectada, podría ser de gran ayuda para abastecer las zonas aledañas a Bogotá, disminuyendo el impacto que ocasionarían otros medios de transporte.
  • Por otro lado, para nuestra comunidad educativa también sería de gran ayuda llegar a implementar una estrategia de movilidad con este medio de transporte, ya que, como es sabido, gran parte de nuestra comunidad (administrativos y estudiosos) vive en Bogotá y el recorrido de un lugar al otro, en especial en las mañanas, se amplía, interfiriendo con la productividad del equipo de trabajo y las clases de los estudiantes, pues, el tráfico es impredecible y un factor mínimo puede significar un retraso en la hora de llegada de la comunidad Manuelista.
    Por el momento, los programas de formación ofrecidos por la UMB Virtual en los distintos ciclos propedéuticos en Administración de Empresas y administración Logistica, pueden realizar propuestas para brindar un adecuado funcionamiento de los medios de transporte para la Sabana de Bogotá y en especial para toda la comunidad de la Universidad Manuela Beltran, tomando como base las condiciones ofrecidas del entorno. En caso de que la empresa operadora solicite personal altamente calificado se podría ver como una fuente de empleo para los estudiosos de la Universidad, adicional una de las ventajas de tener un sistema de transporte propio es propiciar la seguridad de la comunidad educativa y los tiempos de desplazamiento, no sin antes mencionar que ayuda al progreso y movilidad de la Región, no sin antes mencionar que es posible diseñar un sistema de movilidad propio para la comunidad educativa con el fin de solucionar las problemáticas anteriormente mencionadas y apoyadas por el sistema de rutas propias de la Universidad.