El contenido efímero se ha convertido en una estrategia imparable para las empresas, la primera red social en crear este tipo de contenido fue Snapchat, fotos y videos que desaparecen luego de 24 horas.

 

En los últimos meses este tipo de contenido ha sido de los más consumidos por todos los usuarios de internet, luego que Snapchat diera pie a la creación de estos contenidos las redes sociales empezaron a evolucionar y entrar en esta tendencia, la segunda red social en crear este contenido fue Instagram con los Stories, luego Facebook y hoy hasta YouTube permite compartir fotos y videos en ese formato.

 

La estrategia de este contenido es que los usuarios lo vean y al desaparecer se queden enganchados, además este tipo de contenido convierte a las marcas en algo más natural, las humaniza volviéndolas más cercanas al usuario.

 

Con este tipo de contenido las marcas tienen un pequeño respiro, les permite tomar riesgos comunicativos y experimentar sin la necesidad o el miedo que se convierta de forma negativa en una huella digital.

 

En las ventajas del uso de este tipo de contenido efímero, se deben tener en cuenta para una buena estrategia de marketing:

 

Los usuarios por lo general viven revisando las redes sociales constantemente para no perderse nada de lo que publica su marca o celebridad favorita, esto hace un reto mayor para quien genere este tipo de contenidos, ya que cada vez es más complicado mantenerse arriba, reciclar contenidos no es una opción cuando los usuarios buscan algo novedoso, pero una vez que se acierta un contenido relevante el engagement se convierte en algo inagotable.

 

Al crear las piezas de contenido no se debe implementar mayor esfuerzo en su creación, los usuarios al ver este tipo de contenido esperan videos sin edición e imágenes reales y comentarios espontáneos, creando un vínculo emotivo y de confianza logrando más simpatía con el usuario haciéndolo más pegado a la compañía.

 

Para mantener enamorado a los seguidores se debe mostrar el detrás de cámaras de las compañías, es decir, mostrar algún producto o proyecto que aún no ha sido anunciado para mantener al fan a la expectativa, transmitir eventos en directo y ofrecer promociones sólo por tiempo limitado.

 

Este tipo de contenido es completamente para ser visto por teléfono móvil, a pesar de Instagram haber llevado los Stories a la versión web de escritorio, permitiendo a los usuarios estar siempre conectado y a la expectativa.

 

Los contenidos audiovisuales tienen más probabilidades de ser vistos y compartidos que otro tipo de contenido, las historias de Snapchat e Instagram han logrado atraer a millones de usuarios, lo que los mantiene más cerca de las historias que las marcas tienen que contarle.

 

El miedo de los usuarios a perderse algo, ha convertido este tipo de contenido en una fortaleza para las marcas, cambiando la forma de consumir información, , las marcas que publiquen información divertida, interesante y fresca pueden convertirse en parte de la rutina de los usuarios.

 

Las marcas deben crear un vínculo de como usan las herramientas de la plataforma a como la usan los seguidores, solo así se demostrará la creatividad y solo asi se puede aprovechar todas las ventajas del formato.